September 20, 2017

El ahorro es importante, a estas alturas creo que nadie puede discutir esto. Debemos ser conscientes de que para alcanzar la libertad financiera, vamos a tener que desarrollar y masterizar el arte del ahorro. Digo arte, porque como bien conocían los antiguos griegos que es de cuya lengua deriva la palabra “arte”, significaba <<Crear, producir>>. La creación del dinero o la producción del dinero mediante tus ahorros, permíteme aseverar que es puro arte.

una persona, gente, mujer, manos, finanzas, financiero, concepto, analytics, estadistica, celular, telefono, smartphone, trafico, tecnologia,

Como todo arte, no es bien dominado por todo el mundo, hay gente que tiene un talento innato para ahorrar mientras que para la gran mayoría de los mortales, es una habilidad que tenemos que ir desarrollando a lo largo de tu vida, con mayor o menor gloria. Invertir es un mundo complejo, tanto como la elección de un buen seguro, por ello es imprescindible analizar con detalle cada paso que demos. Para ello, la información o en la analogía realizada un buen comparador de seguros, son la herramienta necesaria para realizar buenas inversiones.

Si nos paramos a analizar detenidamente el ahorro, vemos como puede ser el origen de una inversión, que el ahorro ya sea a corto, medio o largo plazo tiene un marco temporal porque en algún momento harás algo con ese dinero, ya sea invertir en la última empresa que acaba de salir a bolsa, un piso para subarrendar por habitaciones, comprarte un coche nuevo o tratar de operarte de aquella enfermedad que lleva tiempo contigo pero quieres dejarla ir… al final cualquier ahorro recuerda, tiene un marco temporal.

Recordamos todos ese momento en el que siendo pequeño rompíamos o abríamos la hucha cuando sabíamos que teníamos mucho dinero y queríamos comprar algo. Esta es la primera inversión que solemos tener en nuestra vida, y nuestros padres tratan de inculcarnos los primeros conceptos del ahorro mediante esta sencilla táctica, sin embargo en nuestra vida adulta no tenemos tan claro en qué invertir nuestra hucha de gente mayor y nos llegan la incertidumbre o peor aún, despilfarramos el dinero porque es más fácil sentirse recompensado por algo material inmediatamente, que la planificación y ejecución de una inversión, pero a pesar de eso, para el ser humano el invertir es mucho más natural de lo que la gente cree.

Pero para ello hay que derribar prejuicios…

Existe, por desgracia, un concepto muy presente en nuestra sociedad y como toda creencia infundada, tiene su parte tóxica implícita en la palabra inversión, y es que parece como algo destinado a grandes capitales, parece que si no has ganado tu primer millón no puedes hacer inversiones económicas, que necesitas unos conocimientos de un doctorado en ciencias económicas por Harvard o que para la gente corriente y trabajadora es imposible acceder a ganar dinero invirtiendo, renunciando así a cualquier posibilidad de ahorro. Pues si has pensado alguna vez algo de esto, siento comunicarte que no es así.

De hecho, para poder acceder a esas “grandes inversiones económicas” antes hemos tenido que haber triunfado con una serie de inversiones modestas:

La primera inversión modesta que debe hacer cualquier persona que quiera empezar a invertir, es el ahorro.

La segunda inversión modesta que debe hacer cualquier persona que quiera empezar a invertir, es la formación.

Sin estos dos pilares iniciales, sería imposible las subsiguientes inversiones modestas, razón por la cual debemos cuidar durante toda la vida la formación y el ahorro, cada vez más eficientemente para llegar a la libertad financiera.

 

Pero invertir… ¿el qué?

Bueno, pues aquí está el primer quid de la cuestión. Tenemos tres tipos distintos de inversión que son los más comunes: La primera son los metales preciosos como el oro o la plata, la segunda es el capital en divisas que cuantifican el dinero en las distintas monedas que hay por el mundo y la más valiosa de todas, el tiempo.

Todos nos fijamos en las cosas materiales cuándo una de las principales inversiones que tiene que hacer un pequeño o gran inversionista por igual es el tiempo. Nadie regala el dinero y los ricos tienen que invertir muchas horas en la obtención de la información para cualquier inversión. Se necesitan muchas cosas para llevar una inversión a buen puerto y el análisis es una parte fundamental de cualquier inversión.

Formarte una opinión confiable por ti para sacar tu dinero tan pacientemente ahorrado para invertir es algo que seas Bill Gates, Carlos Slim o Pepito Pérez requiere de una inversión de tiempo.

manos, mujer, teclado, trabajo, negocios, tecnologia, primer plano, ordenador, inversión, trading, forex

¿Cuánto tiempo?

Siguiendo la analogía de antes, parece evidente que Bill Gates o Carlos Slim tardarán menos en su proceso de análisis y será más certero dicho análisis debido a los recursos que tienen ambos y su experiencia como inversionistas pero eso no significa que Pepito Pérez no pueda llevar a cabo sus propias inversiones exitosas con más o menos inversión de tiempo y capital.

 

 

 

No Comments